Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar y posibilitar la navegación de la web, y a partir de tus hábitos de navegación poder mejorar nuestros servicios y ofrecerte una mejor experiencia de compra.

Obtén más información en nuestra Política de Cookies.

Blog de Montaña

18 de Noviembre de 2016

Adam Ondra alcanza los largos clave en Dawn Wall

0
El checo ya ha encadenado los 13 primeros largos, y espera llegar en breve a la travesía del largo 15, quizás el más complejo de los 9a de la vía.

Heinz Zak, Black Diamond
Adam Ondra, en Dawn Wall. Foto: Heinz Zak, cortesía Black Diamond

Cuando se dice que Dawn Wall es la vía de pared más difícil del mundo, una escalada que parecía imposible poder encadenar, no es suficiente con echar un vistazo a los datos de la vía. Estos asustan, y mucho -900M, 30 largos, 9a, 4 largos de 6b+, 8 de 7a+, 2 de 7c+, 1 de 8a, 7 de 8a+, 2 de 8b, 4 de 8b+, 1 de 8c, y 2 de 9a- pero además, por las características de la escalada clásica en placa, las trampas están repartidas por todos los largos, independientemente del grado.

Y Adam Ondra está sufriendo las consecuencias mientras intenta la 1ª repetición de la ruta. Avanza, todo hace pensar que, en su primera incursión en la escalada clásica y las vías de largos, va a conseguir poner el punto rojo en apenas mes y medio a una ruta que llevó 8 años de pruebas escalar a Caldwell y Jorgerson...pero está luchando al límite para conseguirlo.

Hace apenas 2 días escaló los largos 10, 11, 12 y 13. Podría pensarse, a pesar de su dificultad, que era el prolegómeno al mayor problema de la vía, el largo 15. “Debería haber sido un día fácil, con sólo 4 largos, pero al final fue lo contrario. Comenzamos a escalar cuando la pared quedó en sombras. Odio el largo 10, 8c -que casi diría que es 8c+-. Es tumbado, intentado que los pies se queden agarrados en la nada (en ocasiones, en la nada húmeda), y cuanto más duro lo intentas, más duro es. Sabía que sería bueno escalarlo a la primera, y casi lo conseguí. Ya tenía mi cara a la altura de la reunión, pero quise mover mi pie más a la derecha para tenerme sin manos. Y de repente, estaba volando. Devastador.”

Ese día, con no pocos problemas, escaló estos 4 largos. Pero ya ha llegado a la zona más dura de una vía sin descanso. Y probablemente está empezando a notar el cansancio, como pudo verse ayer: “Hoy no he escalado bien. Demasiada presión, demasiados nervios. He necesitado 7 intentos para conseguir el primer problema de búlder del largo 14; un problema de búlder que no me había parecido nada difícil hasta ahora, pero que hoy, por lo que sea, lo ha sido. A la séptima, lo superé...para caer después en el último paso.

No es fácil ser optimista…pero vuelvo a intentarlo mañana...espero que con la cabeza más centrada.”


Recordemos que, tras 8 años de trabajo, Caldwell y Jorgeson escalaron en libre la vía de abajo a arriba y de tirón en 19 días. Adam Ondra ha necesitado un mes para liberar uno a uno todos los largos, y hace una semana que está en la pared en el intento definitivo de abajo a arriba.

Como puede verse, no le va a resultar fácil.

Tags:
Adam Ondra Escalada en roca yosemite Dawn Wall

Comentarios

Para introducir un comentario debes identificarte en Barrabes.com. Haz click aquí para identificarte.
No existen comentarios para este artículo.